martes, 30 de agosto de 2016

Haz tu propia crema en polvo para el café así de fácil

Haz tu propia crema en polvo para el café así de fácil

Me encanta acompañar mi café con crema en polvo, pero muchas veces no consigo que sea del sabor que a mí me gusta. Por lo tanto opté por hacerlo por mi misma y ¡obtuve un excelente resultado! A continuación te cuento cómo la hice, toma nota de los ingredientes y de la forma de preparación.

Ingredientes

  • 4 tazas de leche en polvo (si utilizas descremada no tendrá la misma consistencia y cremosidad que la leche entera pero el gusto es prácticamente el mismo)
  • 1 taza de azúcar en polvo (o 1 taza y media dependiendo del dulzor que desees)
  • 3 cucharadas de aceite de coco líquido (derrite el aceite de coco sólido en el horno microondas)
  • 1 cucharada de esencia de vainilla en polvo, cacao en polvo o canela en polvo (opcionales)

Preparación

En un recipiente de vidrio combina la leche en polvo con el azúcar en polvo y el ingrediente opcional que desees utilizar y mezcla muy bien.
Publicidad
Vierte en forma lenta el aceite de coco sobre la mezcla y revuelve bien con un batidor hasta no dejar ningún grumo. Si bien el aceite de coco puedes obviarlo, es una parte importante si es que deseas darle una consistencia espumosa a tu crema de café.
Finalmente, guarda la crema en polvo para el café en un recipiente hermético. Esta crema puedes utilizarla en café frío o caliente y además también para espolvorear en tus postres y helados.
Nota: en el caso de que desees una preparación vegana, remplaza la leche en polvo por leche de almendras en polvo. El sabor será el mismo.

Algunos consejitos

Si quieres darle una nota mucho más personal a tu café de todos los días, además de añadirle vainilla en polvo, cacao o canela, puedes mezclar la crema con una pizca de nuez moscada. Otra opción que es la preferida por los amantes de la mezcla de café con alcohol es aquella en la que se le añade un chorrito de licor de cerezas, de melocotón o de avellanas.
Recuerda que para que el café tenga un sabor más duradero, deberás guardarlo en la heladera en un recipiente cerrado. En cuanto a la crema casera, esta deberás guardarla en un lugar fresco y seco al abrigo de la luz para evitar que pierda sabor y color.

Espero que disfrutes de la preparación de esta crema casera y que la uses siempre en tu café ¡verás que no te arrepentirás!

0 comentarios:

Esta torta helada de fresa y leche condensada es la dosis justa de dulzura

Esta torta helada de fresa y leche condensada es la dosis justa de dulzura   Si hay algo delicioso en este mundo es la lec...